Señorita Lluvia

Yo no escuchaba de uno de mis oídos, mi mamá algunas veces me llamó la atención porque me hablaba para pedirme algo y ella pensaba que yo era desobediente, pero es que no la oía, este día sentí un fuego en mi cara y ya puedo oír bien.