Pastores Julio César y Lily Vargas

Julio César y Lily Vargas son los Pastores principales, y fundadores del Centro de Fe, Esperanza y Amor en la ciudad de Chihuahua, Chihuahua.

Ellos contrajeron matrimonio en Julio de 1990, mientras ella trabajaba en el Gobierno del Estado y el laboraba para una importante empresa de esta ciudad.

Antes de casarse, Julio César y Lily habían escuchado que: “era necesario recibir al Señor Jesús en su corazón”, pero no habían tenido ese encuentro personal hasta que el día de su boda, después de la fiesta, aproximadamente a las tres de la mañana cuando llegaron a su casa, decidieron poner su matrimonio en las manos de Dios e hicieron una pequeña oración, donde le pidieron al Señor Jesús que perdonara sus faltas, y les permitiera conocerlo, en ese momento empezaron a llorar, y fue entonces cuando la recámara se llenó de una “neblina”, y una “Paz” tan especial que transformó sus vidas. A partir de esa fecha, comenzaron a leer la Biblia y a orar, en tanto Dios los fue motivando a buscar una congregación donde pudieran aprender más de su palabra.

Algunos meses después, Dios les abrió puertas para que empezaran a compartir el mensaje de la Palabra de Dios en algunas congregaciones de la Ciudad, así como realizar campañas evangelisticas en diversas ciudades del estado. Durante todo este tiempo el Señor Jesús los respaldó trayendo salvación, sanidad y restauración familiar a mucha gente.

En 1996 se sintieron fuertemente inquietados para asistir a un evento denominado “Cruzada de Milagros”, organizado por el Pastor Benny Hinn en Los Ángeles California, y mientras estaban en ese servicio, uno de los colaboradores de ese ministerio les dio una palabra, en la cual Dios los llamaba para servirle como Pastores.

Dos años mas tarde, en 1998 compraron un terreno donde comenzaron a predicar que: “Jesucristo es el Señor”. En esta fecha el Pastor Julio César trabajaba en la empresa Teléfonos de México “Telmex”, a la cuál renunció (teniendo 13 años de antigüedad), en septiembre del 2003 a los 8 días de haber recibido su asenso a una de las más altas categorías a las que se podía aspirar en ese departamento, haciendo así lo que con frecuencia predica: “Ofrezcamos a Dios la Excelencia, en la medida de nuestras posibilidades”.

Dios les ha concedido ser padres de 3 hijos varones, y en estos últimos años predicar su palabra por diferentes estados de México, y parte de Estados Unidos.

Nuestros Pastores son Universitarios, y junto con un creciente numero de consejeros, y profesionistas de esta congregación, trabajan fuertemente en la creación de un moderno Centro de Consejería Familiar A.C. ; Así como en la apertura de un tercer Centro de Fe, Esperanza y Amor en esta ciudad, donde más familias puedan conocer al Señor Jesucristo.